Traductor Idiomas

sábado, 31 de enero de 2015

Los barcos de Nemi...

Se trataban de dos enormes y lujosas embarcaciones construídas por orden del emperador romano Calígula en S.I d.c.  en un lago volcánico al sur de Roma, el lago Nemi. Tras el asesinato de Calígula el senado romano ordenó destruirlos y fueron hundidos en el fondo. A veces los pescadores sacaban enredadas en sus redes objetos antigüos, hecho que alimentó la leyenda popular sobre la existencia barcos de dimensiones colosales en el fondo del lago.


El cardenal Colonna fué el primero en intentar sacar del fondo los barcos y contrató expertos de Génova en 1446. En 1827 Annesio Fusconi bajó al fondo del lago usando una campana con capacidad para ocho buzos pero sólo lograron sacar algunos pedazos, gran parte de ellos dañados. 
Entre 1927-1932 bajo las órdenes del dictador italiano Mussolini las embarcaciones fueron por fin rescatadas del fondo, para ello secaron el lago temporalmente.
Los cascos fueron hayados prácticamente intactos y se realizaron trabajos de restauración

Uno de los barcos fué construído como templo, en honor a la diosa Diana y el otro, de mayor tamaño, era un palacio flotante, decorado con mármol, suelos de mosáicos,  calefacción y baños entre otros lujos... era el SIRACUSA con 80 m. de eslora. El propósito de este barco-palacio era satisfacer las locuras  y perversiones de Calígula.
Museo de Nemi, construído para albergar en su sala principal ambas embarcaciones. El tamaño de esta sala nos da una idea aproximada del tamaño de ambas naves juntas.
A día de hoy en la sala principal sólo hay unas maquetas de las embarcaciones, ya que éstas, fueron destruídas durante la retirada de los alemanes de Italia en la segunda guerra mundial (1/6/44).
También se conservan objetos de los barcos.